×

Olaf Scholz asegura que Ucrania está analizando cómo puede negociarse la paz con Rusia | Internacional

Olaf Scholz asegura que Ucrania está analizando cómo puede negociarse la paz con Rusia | Internacional

Varios países, incluido Ucrania, ya están debatiendo cómo abrir negociaciones de paz para poner fin a la invasión rusa. Así lo ha asegurado este jueves el canciller alemán, Olaf Scholz, en una entrevista en el diario Märkische Allgemeine Zeitung. Scholz no ha precisado qué Gobiernos están analizando un futuro fin negociado a la guerra, al margen de mencionar a las autoridades ucranias, pero sí ha concretado que el diálogo sobre esta cuestión se estaría llevando a cabo de forma discreta: “Hay una serie de países, también Ucrania, que están discutiendo, a nivel de asesores de defensa, cómo podría llevarse a cabo un proceso de paz”.

La prensa ucrania ha reaccionado airada ante las palabras del canciller alemán. Ya fueron motivo de polémica, el pasado febrero, las declaraciones de Scholz desvelando que hay militares británicos y franceses operando misiles de largo alcance en Ucrania. La posición oficial de la Presidencia ucrania es que no hay contacto directo alguno con Rusia y que la única fórmula para conseguir la paz es la propuesta de 10 puntos de su jefe de Estado, Volodímir Zelenski. Esta propuesta indica que cualquier negociación es inviable si Moscú no retira sus tropas del 25% del territorio de Ucrania que está ocupando ilegalmente.

La posición hasta ahora de Estados Unidos y de las potencias europeas, con Alemania y Francia en cabeza, es que es Ucrania quien deberá decidir qué negociaciones y bajo qué condiciones pueden terminar con el conflicto. Scholz ha subrayado que la forma más fácil de terminar la guerra sería que Vladímir Putin ordenara a su ejército que abandonase Ucrania, pero también ha recordado que en los dos años de invasión ambos bandos han sido capaces de negociar varios asuntos (sobre todo, con mediadores internacionales): desde el intercambio de prisioneros a la seguridad en la central nuclear de Zaporiyia. “Cuando estalló la guerra, Ucrania y Rusia negociaron directamente”, ha dicho el jefe de Gobierno alemán, en referencia a los intentos de Zelenski en marzo de 2022 de convencer a Putin de que hubiera un alto el fuego.

Los socialdemócratas alemanes (SPD), el partido de Scholz, llevan semanas emitiendo mensajes para contrarrestar la creciente beligerancia francesa contra Rusia. El canciller ha sido tajante ante la idea del presidente francés, Emmanuel Macron, de enviar tropas a Ucrania, como también ha cerrado la puerta suministrar misiles de largo alcance a Kiev, a diferencia de París y Londres.

Pese a ello, las autoridades alemanas reiteran que son el segundo aliado de Ucrania en cuanto a apoyo militar, solo por detrás de Estados Unidos. Rolf Mützenich, jefe del grupo parlamentario SPD, aportó un mensaje similar al de Scholz en una intervención la semana pasada: “¿Es el momento para que no solo hablemos de cómo proseguir la guerra, sino de cómo congelar la guerra y luego terminarla?”. Scholz también ha recalcado en el Märkische Allgemeine Zeitung que hará “todo lo posible para evitar una guerra entre la OTAN y Rusia”. El principal diario ucranio, el Pravda, ha compartido las reflexiones de Scholz en sus redes sociales acusándole de cobarde con un emoticono de una gallina.

La posición más belicosa de Macron no solo ha causado malestar en Berlín, también la Administración del presidente estadounidense, Joe Biden, ha reaccionado de forma crítica a sus planteamientos de destinar tropas. La razón de ello es que el Partido Demócrata, el del presidente, está intentando consensuar desde 2023 un acuerdo con el Partido Republicano, más reticente a dar apoyo a Ucrania, para aprobar un nuevo paquete de ayuda militar valorado en más de 50.000 millones de euros. Luke Coffey, analista del estadounidense Instituto Hudson de política de seguridad, advertía la semana pasada a EL PAÍS que las propuestas de Macron eran un flaco favor para convencer a los republicanos de la necesidad de asistir a Ucrania: “Hay muchos republicanos preocupados por que Estados Unidos entre en una nueva guerra eterna. Los partidarios de Ucrania argumentan que no será el caso porque no hay tropas americanas combatiendo, y Macron sugiere ahora de forma contraproducente que las tropas de la OTAN podrían desplegarse”.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.

Suscríbete

Scholz también ha sido noticia en los últimos días por su mediación para detener a finales de 2022 un ataque nuclear ruso contra Ucrania. Así lo aseguró Mützenich el 25 de marzo, cuando explicó que el canciller pidió al presidente chino, Xi Jinping, que indicara a Putin que bajo ningún concepto debía recurrir a las armas atómicas. Xi intervino ante Putin y frenó la amenaza, según Mützenich. El diario The New York Times informó este marzo que el Pentágono consideró en octubre 2022 como muy probable que el Kremlin contemplara un ataque nuclear contra Kiev.

Sigue toda la información internacional en Facebook y X, o en nuestra newsletter semanal.

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites

_