×

El Papa expulsa del sacerdocio a un obispo belga acusado de pederastia | Sociedad

El Papa expulsa del sacerdocio a un obispo belga acusado de pederastia | Sociedad

El papa Francisco ha expulsado del estado clerical, la máxima sanción en el ámbito de la Iglesia, a un obispo belga que reconoció en 2010 haber abusado sexualmente de al menos uno de sus sobrinos cuando este era menor y que vivía desde entonces retirado, pero que no había sido oficialmente despojado de sus cargos religiosos pese a haber admitido los hechos. De hecho, Roger Vangheluwe, que era obispo de Brujas cuando se conocieron los cargos, siguió siendo obispo emérito y sacerdote los últimos 14 años, pese a que sobre él pesaban más acusaciones de pederastia.

La noticia ha sido anunciada directamente en Bélgica —a través de la nunciatura apostólica en Bruselas a la Conferencia Episcopal belga— y no por el conducto oficial vaticano de Rinunce e Nomine (renuncias y nombramientos). Un probable gesto hacia los religiosos belgas que venían reclamando la expulsión del sacerdocio de Vangheluwe, en su momento considerado un ejemplo de la ocultación de la pederastia impuesta durante décadas por la Iglesia: el entonces presidente de la Conferencia Episcopal belga, cardenal Godfried Danneels, fue descubierto pidiéndole a una de las víctimas que mantuviera el silencio sobre los abusos hasta que Vangheluwe dimitiera.

“Los obispos de nuestro país siempre han considerado, con las víctimas de abusos y de muchas otras personas en nuestra sociedad, que era una vergüenza que Roger Vangheluwe, de 87 años, pudiera seguir siendo oficialmente obispo y cura, pese a las medidas muy restrictivas impuestas tras su dimisión forzada”, ha dicho la Conferencia Episcopal en un comunicado en el que ha anunciado este jueves la decisión papal. Según ha revelado, en octubre de 2023, los obispos belgas volvieron a pedir la “laicización” de Vangheluwe y entregaron nuevas pruebas al Vaticano con “la declaración de una víctima que recientemente testificó de manera formal contra Vangheluwe”.

La decisión de Francisco se produce meses antes de su proyectada visita a Bélgica, prevista para finales de este año.

La expulsión del estado clerical, antiguamente conocida como laicización o reducción al estado laical, implica que al sancionado se le prohíbe de forma permanente celebrar misa, oír confesiones o administrar otros sacramentos. “Los obispos esperan que esta laicización podrá ayudar a las víctimas a superar estos abusos que tan profundamente marcaron tanto a ellos como a sus allegados, de por vida”, ha señalado la Iglesia belga.

“Ha sido la decisión correcta porque es cierto que Vanghleuwe estaba encerrado en una abadía y no tenía ya responsabilidades, pero seguía siendo obispo, y la gente eso no lo entendía, tampoco su víctima”, ha declarado también el obispo de Tournai, Guy Harpingny, uno de los religiosos belgas que más ha defendido destapar la pederastia en la Iglesia, al diario Le Soir.

El entonces papa Benedicto XVI aceptó en abril de 2010 la dimisión de Vangheluwe, que se vio obligado a presentar su renuncia después de que un amigo de su sobrino, del que abusó durante años, amenazara con revelar el caso. Posteriormente, se sumaron más acusaciones por parte de otra sobrina suya y de antiguos miembros de un hogar de acogida con los que, según los denunciantes, mantuvo encuentros sexuales a mediados de los años ochenta, cuando ellos eran niños, recuerda Efe.

En 2011, el Vaticano le obligó a retirarse a Francia y le impuso un tratamiento espiritual y psicológico, tras conocerse que no podía ser procesado por la justicia ordinaria dado que los hechos habían prescrito. Sin embargo, precisa el diario Le Soir, en 2012 se descubrieron, durante un registro, imágenes pornográficas en su ordenador, lo que llevó a abrir un nuevo expediente en el Vaticano.

La sanción ahora impuesta implica que Vangheluwe podrá residir donde quiera, pero según la Conferencia Episcopal belga, se ha acordado que el ya exobispo pueda seguir residiendo “en aislamiento” en la abadía francesa donde ha pasado los últimos años, aunque los obispos han subrayado su esperanza de que se vigile bien que permanece aislado.

Suscríbete para seguir leyendo

Lee sin límites

_